Euskadi-Cuba.- Hoy os traemos la historia de otra de las personas operada por Operación Milagro en Argentina, en este caso Sergio, operado también de pterigium, vecino de la provincia de Córdoba. No os perdáis su experiencia.


Sergio, Operado de pterigium, 54 años, vecino de Chuña, Provincia de Córdoba

Hace varios años se me venía enrojeciendo la vista, especialmente de mi lado izquierdo, siempre se me ponía muy roja y me ardía mucho, se me irritaba hasta la orilla de la vista y se me inflamaba de ese lado, del lado derecho un poquito. Todos me decían que me viniera a hacer ver, pues quizás tenía presión ocular. Fui al hospital de Clínica donde están todos los oculistas porque se especializan en eso, incluso me hice los controles ahí, pero lo único que me dijeron fue que usara lentes negras para el reflejo y para que no se me irritara la vista, también unas gotas pero que nunca me hicieron nada, no tuve mejoría. Tenía pensado volver a hacerme ver de nuevo, exponer el problema de que ya había ido pero no he vuelto, y casualmente salió esto.

Yo trabajo de plomería y electricidad y uno de mis clientes me dijo que viniera al centro cubano que opera gratuitamente en Alta Córdoba, tenía muy buenas recomendaciones, que operaban muy bien aquí, con muy buenos profesionales. Busqué en internet y encontré la dirección, saqué el número de teléfono, llamé y me dijeron que viniera tal día, vine y me hicieron control con los aparatos de la vista y me dijeron que era pterigium y que me tenía que hacer una cirugía, todo esto fue en el mes de febrero, antes de que empezara la pandemia, y me dieron las indicaciones para hacer los estudios, electrocardiograma y análisis. Me los hice y justo empezó la pandemia en marzo así que quedó todo suspendido.

El día de la operación no tenía miedo, estaba predispuesto y sentía confianza, incluso esperaba ansioso porque siempre nos comunicábamos, mandaban mensajes, en agosto del año pasado parecía que se iba a hacer de nuevo y no se hizo, porque se siguió con el tema de la restricción así que siempre estaba en espera. Pero la operación todo bien no sentí nada, no me dolió nada, fue una cosa simple y rápida, no sé si habrán sido 40 minutos, me extirparon la carnosidad que tenía, que no me ha vuelto a salir y tampoco me ha vuelto a arder la vista.

Durante el postoperatorio vine a los controles como dos o tres veces, después controles a los 10 días, después a los 15 y así hasta que me dieron el alta definitiva, pero después de la operación no he sentido molestias, dolerme en sí no me dolía, incluso después de que se me fue la anestesia no sentía dolor.

Después de sacarme el parche, me tapaba el ojo, miraba las letras y ya a los días no notaba molestias. Puedo andar con tranquilidad, antes si trabajaba mucho al sol o al reflejo, la vista me ardía y sentía cansancio en los ojos, era una molestia. Uno se siente mejor también porque al mirarse al espejo ya no veo la mitad del ojo rojo y ardiendo, a partir de la operación solucioné ese problema. Cuando vine al último control comenté sobre mi otra vista donde tengo un poquito de carnosidad también, pero era muy leve, no era para cirugía, si más adelante se llega a crear esa carnosidad se podría operar.

En el plano laboral, antes de la cirugía yo soldaba y se me irritaban los ojos. Después un par de veces he soldado y no me pasó nada, no se me ha hecho lo que se me hacía, me sorprendí porque pensé que me iban a doler los ojos, pero no he tenido el problema que tenía antes, me sorprendió mucho y por eso recomendé el Centro también. Aquí la atención y el trato ha sido mejor que en el hospital de Clínica que fui antes y me dijeron cuál era el problema algo que no me habían dicho antes.

Yo recomendé a dos señoras y una chica de mi pueblo allá en Chuña, en el norte de Córdoba que vinieran a operarse porque tienen problemas en la vista. Una de ellas vino a operarse hace un mes. Yo publiqué la foto de la operación en Facebook y como la tengo de amiga un día me llamó y me preguntó cómo era el proceso para operarse, le comenté que era gratuita la operación y le pasé el contacto del Centro. Ella llamó, incluso yo llamé, les avisé que iba a llamar una chica de afuera, de un pueblo, así que a la siguiente semana la citaron a ella, vino y la operaron. Hace más de un mes ya de esto. Está bien y agradecida ella también.

A la gente que tiene problemas de la vista le diría que venga, que se decida, no tiene ningún gasto, únicamente hacerse los análisis, estudios, lo que tenga que hacerse y después de la operación tomarse los días que se requieran para el cuidado, que se decidan, que se animen y tomen coraje, no corren ningún riesgo. Que lo hagan para su bienestar visual porque yo lo he experimentado y me siento más que bien, yo se lo recomiendo que lo hagan, se decidan y mejoren su vista.

América Latina
Alcalde de Newark, Ras Baraka. Foto: Democracy Now....
PUERTO PRÍNCIPE (Sputnik) — Las autoridades cubanas confirmaron que se mantienen en contacto con los familiares de la doctora secuestrada en Martissant, capital de Haití, en momentos en que el país caribeño se hunde ...
Bertha Mojena Milian - PCC.- La ocasión fue propicia para entregar al PCC, el Escudo de AL FATAH, en agradecimiento al apoyo y la solidaridad inquebrantable del Partido, el gobierno y el pueblo cubano a la causa palestina....
Lo último
La Columna
Conspiración
Gerardo Moyá Noguera*.- Todos los días del año, pasados, presentes y futuros, los contrarrevolucionarios ubicados en Miami  e incluso en cualquier lugar del planeta, conspiran contra Cuba a fin de que el pueblo (que no va a ...
La palabra
Gerardo Moyá Noguera*.- Las últimas conversaciones del presidente Putin con Díaz-Canel han sido muy provechosas y muy importantes entre dos países amigos y socialistas, seguramente que los mandamases del imperio/EEUU estar...
La Revista