Por Iroel Sánchez Espinosa - Blog "La pupila insomne".- Este sábado 29 de febrero publiqué en mi perfil de Facebook las interrogantes que, de haber podido asistir, habría hecho al panel que la revista Temas dedicó a debatir sobre la prensa con preguntas hechas desde el público asistente e internet. Para quienes no lo conocen, ese espacio, titulado Último Jueves, se caracteriza por abordar desde un panel con diferentes perspectivas y con varias rondas de preguntas desde el público asuntos polémicos de la realidad cubana e internacional. Recientemente tuve la oportunidad de, respondiendo a una invitación del Director de Temas, Rafael Hernández, presentar un volumen que recoge los debates ocurridos en ese espacio durante el 2018 y pude apreciar más en profundidad sus aportaciones. 


Mi post se trataba de un sencillo texto con preguntas sin muchas pretensiones. Sin, embargo, como los propagandistas disfrazados de periodismo que difrutan cada nuevo ataque del gobierno de Donald Trump contra el pueblo cubano y a los que me gusta llamar Ciberchusma, han hecho una versión bastante incompleta de mis palabras que inicia con la frase “Iroel Sánchez ataca…”, me veo obligado a publicarlas acá íntegramente, más si es evidente que tanto les molestó lo que escribí y por tanto merecen que se los repita.

No puedo terminar esta breve introducción sin lamentar el hecho de que tanta atención a mi humilde post no haya al menos intentado responder las preguntas, y no ataques, que en él se hacen, ¿o será que no pueden responderlas y por eso necesitan convertirlas en otra cosa? Si esta manipulación burda y vigilante es lo que entienden por prensa los adalides de la libertad de expresión en Cuba, es muy comprensible el apoyo que consechan entre los perseguidores de Julian Assange y Edward Snowden.

Admiro la conducción inteligente y disruptiva que siempre hace de los debates en el espacio Último Jueves de la Revista Temas su Director Rafael Hernández pero no pude asistir a la más reciente sesión dedicada a debatir sobre la prensa. Aquí las preguntas que habría realizado de poder estar presente:

-A Patrick Oppmann (CNN): ¿Existen en Estados Unidos medios de comunicación financiados desde otro país dedicados exclusivamene a tratar temas internos?¿De existir se les llama independientes o alternativos? ¿Por qué, a pesar de existir millones de empresas en Estados Unidos, ninguna pudo continuar patrocinando el espacio radial que tenía Edmundo García en Miami en cuanto cambió la política hacia Cuba durante el gobierno de Donald Trump?¿Por qué aquellos medios de comunicación estadounidenses que defendieron el acercamiento con Cuba durante el gobierno de Obama dejaron de hacerlo en cuanto llegó el de Trump, no son ellos independientes?

-A Marina Menéndez (Juventud Rebelde) ¿Qué papel han jugado los medios de comunicación privados (en Cuba llamados por algunos independientes o alternativos) en los recientes golpes de estado en América Latina, han defendido la democracia y la libertad de expresión?

-Al panel en general: En otros países existe el delito de exhaltación del terrorismo, conozco que por ejemplo en España se ha llegado a cerrar medios de comunicación y a enviar a prisión a directivos y periodistas bajo esa acusación, ¿Qué piensan de la reivindicación de una figura implicada en el terrorismo contra Cuba, realizada por un medio de comunicación acreditado en la Isla?

Artículos relacionados:

La Columna
Al recorrer estos días de noviembre, tan llenos de carencias, pero también de buenas noticias, amenazas imperiales, ilusiones vueltas aire y memes geniales, he vuelto sobre un título referencial de nuestra ensayística....
Por Iroel Sánchez Espinosa - Blog "La pupila insomne" - Este texto forma parte del Vol. 23 Núm. 2 (2021) de la Revista Electrónica Internacional de Economía Política de la Información, la Comunicaci...
Por Iroel Sánchez Espinosa - Blog "La pupila insomne" - El viernes 16 de julio, en los jardines de la Casa Blanca y antes de abordar el helicóptero rumbo a la residencia de descanso en Camp David, Joe Biden declaró a la...
Lo último
La Columna
La Revista