Por Bartolomé Sancho Morey* - Cubainformación.- Basta darse un paseo por La Habana: Calles, Mercados, Cafeterías, etc. etc. para darse cuenta que en general el pueblo cubano, ha recibido con optimismo y esperanza, el anuncio de que a partir del 16 [viernes] de Enero, entraron en vigor las tímidas medidas que el pasado 17 de Diciembre 2014 fueron anunciadas por el presidente Barack Obama, que eliminan algunas restricciones al comercio, y en lo que respecta a la prohibición de los Estadounidenses de viajar a Cuba, Aunque no se suprime [lo cual se requiere aprobación del Congreso], se eliminan algunas restricciones para los viajes de la minoría de “privilegiados” ciudadanos estadounidenses y residentes permanentes en ese país que califiquen dentro de las doce categorías autorizadas, tales como los límites a los gastos que los viajeros de EE.UU. pueden realizar en Cuba, de igual forma les permite usar tarjetas de crédito y debito, y autoriza a las líneas aéreas y a las agencias de viajes organizar visitas y contratar servicios de compañías de seguros.


Sin embargo no se aprobó viajar a la isla por vía marítima, ni tan siquiera para esta minoría de los norteamericanos y residentes [empresarios, diplomáticos, etc.] permanentes extranjeros autorizados.

Por otra parte, entre las medidas que se anuncian esta que el límite en el envió de remesas aumentara de los 500 a los 2 mil dólares trimestrales.

Las regulaciones no modifican, las fuertes restricciones existentes para la transportación, marítima de mercancías, aunque a partir de este momento, barcos que transporten alimentación, medicinas, equipos médicos y materiales para situaciones de emergencia desde terceros países con destino a Cuba, no tendrán que esperar 180 días para tocar puertos estadounidenses, como hasta ahora.

Sin lugar a dudas la medida “al margen de ideologías” más valorada y mejor recibida por el pueblo cubano, ha sido la inesperada y tan anhelada puesta en libertad, por el gobierno de Obama, despues de más de 16 años de sufrir injusta condena de los tres héroes cubanos antiterroristas, acusados falsamente de ser espías, [dos de ellos condenados cadena perpetua], a través de un vergonzoso, injusto y amañado juicio celebrado en la ciudad de Miami, refugio de la mafia-terrorista-cubano-americana.

Si bien las medidas anunciadas constituyen un paso en la dirección correcta, no es menos cierto que queda un largo camino que recorrer para desmontar muchos otros aspectos del bloqueo económico, comercial, financiero y no menos importante la prohibición [turística] de viajar a Cuba de decenas de millones de estadounidenses ansiosos, maxime despues de más de medio siglo de tal “incomprensible” e ilegal prohibición de conocer a sus vecinos [El pueblo cubano] y disfrutar de la privilegiada naturaleza, cultura, hospitalidad y tranquilidad que ofrece la isla del Caribe.

Pienso estamos en vísperas, más pronto que tarde, de un debate o batalla pacifica de ideas sin precedentes en la historia de la humanidad, por una parte de millones de turistas “misioneros” estadounidenses, el país más rico y poderoso militarmente jamás existido “portadores del sueño americano” y por otro lado millones de cubanos, un país pobre en recursos naturales pero riquísimo en morales, [victima de un bloqueo genocida incluido terrorismo de Estado por parte de EE.UU], del tercer mundo que en condiciones sumamente difíciles [heroicas] están construyendo el Socialismo. Que “curiosamente” sistemáticamente las administraciones de turno [Demócratas o Republicanas] tan “amantes y defensores de la Libertad” han tenido pánico, rechazado y prohibido sistemáticamente que su pueblo [millones], visiten la isla, para poder ver, comprobar, intercambiar ideas libremente como lo hacen todos los turistas que visitan la isla, con los cubanos-as, y con sus propios ojos, con lujo de detalles en contacto, permanente con la realidad cubana. Sacar sin intermediarios [terrorismo mediatico] en vivo y en directo sus propias conclusiones. ¿Por qué será?

Para termina, esperemos que mediante el uso de las prerrogativas ejecutivas del Presidente, y para que el Congreso de EE.UU, ponga de una vez fin a esta injusta, vergonzosa y genocida política.

* Bartolomé Sancho Morey es periodista balear residente en La Habana, con nacionalidad española y venezolana. Ex dirigente del PSOE y UGT.

La Columna
Por Bartolomé Sancho Morey* - Cubainformación.-  No pasa un solo día, El País [buque insignia de la mafia-terrorista-cubana-venezolana-americana de Miami, del Grupo PRISA que a través de mentiras, falsos positi...
Por Bartolomé Sancho Morey* - Cubainformación.-  No pasa un solo día que el Nuevo Herald y la agencia española EFE de noticias “Portavoces de la mafia-terrorista. cubano-venezolana-americana de Miami” ...
Por Bartolomé Sancho Morey* - Cubainformación.-  A pesar de todas las presiones habidas y por haber al nuevo Gobierno colombiano por parte de EE.UU, para que estas conversaciones no tuvieran lugar y mucho menos en en La Habana, una...
Lo último
Cuba, el huracán y la palma
Iroel Sánchez - La Pupila Insomne.- Todos hemos sido afectados por el impacto del huracán Ian. Es comprensible la lógica irritación de quienes llevan varios días sin servicio eléctrico: la pérdida...
Ver / Leer más
La Columna
No caerá
Gerardo Moyá Noguera*.- El criminal bloqueo existente del imperio/EEUU contra Cuba y demás países democráticamente elegidos por el pueblo, no pararán de luchar jamás. Esta es una lucha, casi interminable. La ...
La Revista